Cinco grandes rivalidades en la historia de la UFC que todo verdadero fan debería conocer

Las rivalidades acérrimas, suelen ser un componente sumamente seductor para los espectadores de un deporte: Nadal vs Federer; Maradona vs Pelé; Kárpov-Kaspárov. Desde ya, en una actividad como el combate, esas expectativas aumentan aún más: esperamos, siempre, ver la recreación de David contra Goliat o Caín y Abel. Y, muchas veces, sucede…

En El Rocktagono, te presentamos un detalle de cinco grandes rivalidades que han marcado una época en UFC:

1.- Conor McGregor vs Khabib

Como tantas otras, la rivalidad entre estos dos personajes de UFC también se cocinó con el paso del tiempo. En un principio, cuando el irlandés ya era una estrella de UFC pero Khabib, en cambio, no tenía tanto foco de atención, ambos compartían cierta amistad. De hecho, las redes sociales son testigo de aquellos intercambios amigables. Sin embargo, apenas McGregor puso su pie en la división de peso ligero todo cambió: centró a Khabib, como el enemigo público número 1. La rivalidad fue creciendo hasta que los dos se enfrentaron y, en su afán de vender la pelea, el irlandés cayó en la clásica falta de respeto pero, incluso, aún más exagerada. Odio total y eterno.

2.- Kamaru Usman vs Jorge Masvidal

El nigeriano, pese a su personalidad respetuosa, suele tener ciertos chispazos y arrebatos de pasión.  Por eso, cuando Jorge Masvidal comenzó a provocarlo, se destapó el fuego de Usman: en Miami (en ocasión de un meet) casi “se van a las manos”. Dana White, ni lento ni perezoso, viendo que la rivalidad entre ellos era natural, y con la coincidencia de ambos en la categoría de peso wélter, aprovechó para vender su pelea. Y, el último golpe de suerte, se produjo cuando Gilbert Burns, anunciado para enfrentar al nigeriano, cayó por COVID y Masvidal tomó su reemplazo. El natural de África derrotó a JM pero padeció la pelea y, para colmo, se sintió en inferioridad por saber que su rival apenas tuvo seis días para preparar el choque. Ahora, se asoma un revancha: y promete ponerse caliente.

3.- TJ Dillashaw vs Cody Garbrandt

Nuevamente, un caso que va “de la amistad al odio”. Durante muchos años, Cody Garbrandt y TJ Dillashaw fueron amigos e incluso compañeros de entrenamiento en el Team Alpha Male. Sin embargo, en 2015 se produjo un quiebre: Dillashaw decidió dejar este equipo por problemas con su líder, Urijah Faber, quien lo acusó de ser “desleal” con sus compañeros y hasta lo tildó de “mala persona”. De hecho, todo esto se pudo ver en el reality show TUF. Luego de eso, ambos se enfrentaron y recrearon una de las rivalidades más grandes en la historia de la compañía: pelearon en dos ocasiones (UFC 217 y UFC 227) y en ambas oportunidades, Dillashaw –tildado de “traidor”- se quedó con la victoria. Este 2021, TJ vuelve a la actividad tras superar su párate por dóping: ¿habrá cierre de trilogía?

5.- Jon Jones vs Daniel Cormier

La leyenda de los pesos semipesados, Jon Jones, tuvo una gran enemistad con Daniel Cormier, que lo llevó a protagonizar momentos muy tensos. Sobre todo por un tema en particularidad: los casos de dóping de “Bones” que, de algún modo, lo desacreditaron como campeón en 2017 (recordemos que se declaró rey de la división a DC, justamente porque su rival no superó los controles). A propósito de ello, la “cumbre” de este antagonismo se produjo en la conferencia de prensa previa a ese choque: ambos se fueron a los golpes, para sorpresa de Dana White y todos los presentes. Actualmente, Jon Jones compite en los pesos pesados y, casualmente, DC se retiró en esa categoría el año pasado (tras perder ante Stipe Miocic): quién sabe, quizás nos den un último gran baile.

5.- Chuck Liddell vs. Tito Ortiz

No podíamos dejar de mencionar, una de las grandes rivalidades de la llamada época dorada de UFC. Chuck Liddell y Tito Ortiz, solían ser socios de entrenamiento: ambos se potenciaban y cada uno hacía mejorar al otro. Pero ya todos sabemos qué sucede cuando dos amigos se cruzan en el camino por un único cinturón: pelearon tres veces, con dos triunfos para Liddell (UFC 47 y UFC 66) y uno para Ortiz (Golden Boy MMA).

¿Y tú, con cuál de todas estas rivalidades te quedas? Responde en redes.