Cinco peleas que podrían definir la división de peso ligero tras UFC 257

La división de peso ligero de UFC ha pasado -en tiempo récord- de contar con un monarca que monopolizaba el cinturón, como Khabib, a estar abierta para varios candidatos. Solo hizo falta que el atleta ruso anunciara su retiro para que, inmediatamente, la categoría se emparejara de un modo pocas veces visto.

A eso debemos sumarle otro ingrediente: los eventos sucedidos en UFC 257, con la derrota de McGregor, desestabilizaron aún más los planes del presidente de la compañía, Dana White (que veía en el irlandés al gran sucesor al título).

Por eso ahora, para definir al próximo campeón de las 155 libras, deberemos estar atentos no solo a un combate sino a varias definiciones (eso sí: Dustin Poirier merece ser el primero en acceder a la chance de la corona, y lo ha ganado con justicia).

Frente a este panorama hiper-competitivo, en El Rocktagono te presentamos las cinco peleas que podrían definir la categoría de peso ligero tras los eventos ocurridos en UFC 257:

1) Dustin Poirier vs Charles Oliveira

Sin duda, como decíamos, Dustin Poirier es -hoy por hoy- el candidato número uno a quedarse con el título de peso ligero. De hecho, él mismo ha dicho que se siente “campeón sin corona”. Dustin acaba de vencer a McGregor en UFC 257 y, en el pasado ya fue “campeón interino” de peso ligero (perdió, luego con Khabib). Por su parte, Charles Oliveira ha hecho una escalada a puro sacrificio: lleva ocho victorias consecutivas, ha vencido recientemente a Tony Ferguson y debería tener una chance por el título. Parece ser el destino de ambos: pelear por la corona.

2) Justin Gaethje vs Michael Chandler

Todo el mundo se ha olvidado “lo bueno” que es Justin Gaethje: eso suele pasar cuando Khabib acaba con sus rivales. Pero es justo mencionar que, hasta perder su cinturón interino, Gaethje venía en plena forma y acumulaba triunfos ante rivales como James Vick, Edson Barboza, Donald Cerrone y Tony Ferguson. De hecho, desde que comenzó en MMA solo suma 3 caídas en 22 peleas. Y, muchos, pensaban que era el único con las herramientas para vencer al Ruso. En fin..Su oponente ideal sería Michael Chandler: el recién llegado desde Bellator, noqueó a Dan Hooker de forma espectacular y, para colmo, su estilo se ajusta de forma perfecta al de Justin. Ambos son campeones de lucha y grandes strikers. Ah: también los dos van “al frente” sin pensar en los daños. Combate obligado.

3) Conor McGregor vs Nate Díaz III

Según Dana White, presidente de UFC, el peleador Nate Díaz estaría interesado en volver a competir en los pesos ligeros: ¿y qué mejor que hacerlo “reavivando” las llamas de la vieja rivalidad con Conor McGregor? El irlandés perdió confianza en su última derrota ante Poirier y, colocarlo ya mismo con un rival del Top Five, sería un riesgo para la promotora. Por eso, suena lógico el cierre de la trilogía con Nate Díaz como forma de “potenciar” a ambos.

https://www.youtube.com/watch?v=KlxgOub5dsk&ab_channel=ufcespanol

4) Tony Ferguson vs Dan Hooker

Tony Ferguson no se ha retirado, ni se ha quebrado, ni está sin ganas de pelear: nada de lo que dice “la prensa amarilla”, ha pasado con el Cucuy que sigue enfocado en volver a ser el de antes. Solo que, claro, luego de dos derrotas en necesario pensar los pasos a seguir. En ese sentido, Ferguson encontraría un rival ideal en Dan Hooker: que también llega con “la sangre en el ojo” tras caer, estrepitosamente, ante Michael Chandler. Ferguson ya supo ser campeón interino y, previo a sus dos caídas consecutivas (Gaethje, Oliveira), llevaba un récord de 12-0. Dan Hooker supo regalarnos grandes momentos de gloria y venció a tipos duros como Gilbert Burns, Paul Felder y Al Iaquinta. Sería una enorme chance para ambos si se concreta ese duelo.

5) Dustin Poirier vs Conor McGregor III

Y llegamos, por último, a la pelea más codiciada por todos: por los empresarios, que verían una rentabilidad de “ensueño”; por Conor McGregor, que es un león herido con sed de venganza; y por Poirier, que está en un momento pletórico y reboza de confianza como para “cerrar la faena”. La gente “compraría” encantada tickets para éste duelo pero, como decíamos más arriba, hay riesgos: si Conor McGregor pierde, las “acciones” del peleador estrella de la compañía caerían por el suelo. Pero, ¿por qué McGregor, con un buen entrenamiento encima, no tendría chances de obtener una victoria? Una gran alternativa.

https://www.youtube.com/watch?v=Siv905jiZek&ab_channel=LegendaryFGHT

¿Y tú, cómo pronosticas el futuro de la categoría de peso ligero? ¿Cuál de todas estas peleas crees que sería prioridad? Responde en nuestras redes sociales.