Israel Adesanya reflexiona sobre el lado oscuro que tiene el ser famoso: “Antes me sonreían y ahora…”

Que la fama es una “mujer despechada”, que entrega tantas caricias como cachetadas, es algo que de una manera u otra, todos los deportistas de elite han descubierto en cierto punto de su carrera. Incluso, Israel Adesanya (23-1).

El campeón de peso mediano del UFC, uno de los más famosos de la compañía y el segundo mejor pagado luego de Conor McGregor, recientemente confesó en un posteo de redes qué es lo que más le molesta de ser conocido y tener una vida pública.

RELACIONADO: ISRAEL ADESANYA ENVÍA UN EXTENSO MENSAJE PARA AQUELLOS QUE LO TILDAN DE ABURRIDO: “QUE SE JODAN”

“Antes solía ​​sonreírle al público y ellos me devolvían la sonrisa. Ahora simplemente me detienen y me mantienen como rehén con sus conversaciones. Pero, pese a todo, siempre con esta sonrisa: nadie va a pararme”.

(Adesanya).

Las palabras de Adesanya llegan en un momento de críticas y controversias. El “romance” con la gente parece haberse desgastado un poco luego de que el nigeriano privilegiara, según muchos, los resultados por sobre el show. Adesanya no finaliza a un rival desde hace varias peleas (el último fue Paulo Costa en 2020) y, el haberse convertido en todo un experto a la hora de “marcar puntos”, ha debilitado su relación con el público.

Pese a todo, también hay quienes opinan lo contrario y sostienen que Adesanya es un “peleador para paladares finos” y, salvo una caída en peso semipesado, nunca ha perdido una pelea en MMA.

Así abandonaban los fans el T-Mobile, en la última presentación de Adesaya contra Cannonier

RELACIONADO: CONOCE A ALEX PEREIRA, EL “VERDUGO” DE ISRAEL ADESANYA QUE LA ROMPE EN UFC

¿Qué opinas de Israel Adesanya y su profunda reflexión sobre la fama y las exigencias? Comenta en nuestras redes.

Translate »