Michael Chandler tiene una respuesta para los ‘haters’ que le piden olvidar la pelea con Conor McGregor

Michael Chandler está yendo detrás de la gallina de los huevos de oro y, al parecer, pase lo que pase, ya nadie lo va a poder hacer salir de esa quimera.

En efecto, el ex campeón de Bellator ha “paralizado” su carrera deportiva con tal de obtener una money-fight con Conor McGregor. Es así que el norteamericano está acercándose el año y medio sin ver acción arriba de la jaula en post de su objetivo primordial (no pelea desde noviembre de 2022 contra Dustin Poirier).

Sin embargo, como decíamos, “Iron-Mike” no atiende a los reproches de la crítica y, por el contrario, hasta se animó a dejarles un mensaje a sus haters:

“Nadie está sintiendo más ésta espera que yo mismo. He estado listo para pelear contra Conor (McGregor) desde que terminamos de filmar el reality show The Ultimate Fighter. Pero también entiendo que el tiempo libre ha sido bueno para mi. Me ayudó a conectar con mi familia, y además el negocio ha estado prosperando desde entonces. En última instancia, sé que también Conor tiene sus cosas en marcha. Por ejemplo, ahora está promocionando su película Road House que está por salir.

¿Si tengo algo para decirle a mis detractores? Pues que no me bajaré de éste tren por nada del mundo. Tengo demasiadas garantías de que esta pelea estará ocurriendo más temprano que tarde”.

(Michael Chandler)

Está claro que el dinero y la atracción que generaría enfrentar a Conor McGregor obligan a Chandler a priorizar ese objetivo por cualquier otro. Sin embargo, también es una realidad que en busca de esa apuesta, “Iron-Mike” está paralizando su progreso de forma riesgosa. Desde su llegada al UFC en 2021 proveniente de Bellator, el estadounidense tuvo cinco peleas, casi todas ellas recompensadas con el Bono de La Noche (Dan Hooker, Charles Oliveira, Justin Gaethje, Tony Ferguson y Dustin Poirier). Chandler tiene cartel por sí solo, y esto no debería sorprender.

Con respecto a Conor, ya lo dijo el mismo Dana White: con el dinero que maneja el irlandés es complicado motivarlo para volver a subirse a una jaula. Su presentación más reciente fue en julio de 2021 también contra Dustin Poirier (aquel día se lesionó el tobillo de gravedad). No obstante, si tenemos que buscar su última victoria hay que ir hasta enero de 2020 contra Donald Cerrone. Un tiempo demasiado largo.

¿Y tú, qué consejo le darías a Michael Chandler: qué siga esperando a Conor o que, en cambio, busque otra pelea? Responde en nuestras redes.