SHARE

El camerunés peso completo Alain Ngalani tendrá la pelea más importante de su carrera en las MMA cuando enfrente a Vitor Belfort en la jaula de ONE Championship. Sin embargo no descartaría enfrentar a su compatriota más temible: Francis Ngannou.

Ngalani pasó del kickboxing a las MMA en el 2013. Con un modesto récord de 4-5, Alain está lejos de disputar un campeonato. Sin embargo, si las cosas se dieran favorablemente en su carrera, estaría dispuesto a algún día enfrentar a su hermano camerunés.

“Él es mi hermano, es un buen peleador, muy agresivo y sale a hacer lo suyo. Le ha estado funcionando salir simplemente a lanzar golpes de poder y noquear tipos. Lo amo por eso, está haciendo un trabajo fantástico. Es un atleta fantástico y natural.”

Ngalani piensa que el éxito de Francis demuestra que hay talento en África, particularmente en Camerún. Alain está convencido de que solo es cuestión de tiempo para que Ngannou sea campeón de UFC.

“Es innegable que Francis Ngannou disputará y conseguirá el título de una forma u otra. Sigue siendo joven, tiene tiempo, él está haciendo lo suyo y le está funcionando. Estoy muy orgulloso de él y lo va a conseguir. Es difícil, pero una pelea es una pelea y todo puede pasar.”

Actualmente hay un par de campeones africanos en UFC, Israel Adesanya y Kamaru Usman. Sin embargo Ngalani considera que tener al campeón de peso completo sería aún más grande que eso. Siendo compatriotas, la gente a menudo le pregunta si algún día estaría dispuesto a enfrentar a Francis.

“Por ahora es mi hermano. No lo creo. Es mi hermano y está haciendo lo suyo. Si algún día tenemos que entrar a la jaula, soy un atleta, soy un peleador, entraré a la jaula con un león si tengo que hacerlo. Eso no importa, es lo que hacemos y lo hemos estado haciendo por años.”

Alain no solo entraría a la jaula con Ngannou, sino que además considera saber cómo vencerlo. ‘The Panther’ hizo referencia a la que quizás sea la mayor victoria de su carrera, al vencer a Bob Sapp en kickboxing.

“Me recuerda a mi pelea con Bob Sapp. Él era del doble de mi tamaño. Yo pesaba 100 kilos y él 175 cuando peleamos. Todo el mundo me decía que si me tocaba me noquearía. Tuve que ser muy inteligente, muy eficiente y muy técnico, y gané. Todo es posible, solo tienes que trabajar tu estrategia, adaptarte y cambiar tu estilo.”

Relacionado: Francis Ngannou reacciona ante la negociación fallida entre Jones y UFC

NO COMMENTS