SHARE

El ex retador al título welter Colby Covington está convencido de que no le han programado pelea este año es porque UFC lo odia y le guarda un resentimiento.

Colby pisó por última vez el octágono en diciembre, cuando fue vencido por Kamaru Usman en UFC 245. Desde entonces, ha lanzado infinidad de retos a tres o cuatro peleadores, pero nada se ha concretado. Covington dice saber la verdadera razón.

“Para ser honesto, creo que UFC me odia y me guardan un resentimiento sin razón alguna. De cualquier forma que puedan intentar joderme y dañarme en cada esquina, van a intentar hacerlo. Yo rogué para pelear con Woodley, los fans han pedido esa pelea desde hace 3 o 4 años, la pelea se ha manifestado sola por siete u ocho años desde que solíamos entrenar juntos en American Top Team. Esta es una rivalidad que necesita resolverse.”

Covington además explicó las razones políticas por las que tiene tantas ganas de enfrentar a Woodley.

“Esta es una rivalidad real. Tienen a un tipo que es un liberal emasculado y tienen al macho alfa que tiene bombas MAGA en sus manos. Tiene todo el sentido, la historia por sí sola es buena. Yo rogué para enfrentarlo con una semana de anticipación y nunca me hablaron.”

Relacionado: Tyron Woodley y Colby Covington re encienden su pleito en redes sociales 

NO COMMENTS